Archivo de la etiqueta: bebidas

El “botellón” colombiano

Seguimos con temas curiosos de Colombia (o al menos cosas que a los españoles nos resultan llamativas).

Esta vez os hablaré del equivalente al “botellón” español, lo cual, para los no doctos en el tema, es la actividad que se realiza en España que consiste en la compra de bebidas (normalmente alcoholicas) por un grupo de amigos para su posterior consumición (casi siempre en horario nocturno) en un lugar público. Es algo que el gobierno intentó eliminar de todo el pais, pero que no consiguió totalmente.

Macrobotellón

Aquí en Colombia, por lo general, el “botellón” a la española no es que se estile mucho. Por los pueblos si que se ve bastante, pero en las grandes ciudades es menos habitual.

Una de las principales razones de que esto sea así, es que el costo de comprar una botella de alcohol en cualquier bar es muchisimo menor que en españa, moviendose en un margen de 10.000 a 200.000 pesos la más cara en un “local de moda”, que traducido a euros son de 4 a 80.

Este precio ya incluye el servicio con vasos y hielo, y por unos pocos pesos más le puedes añadir la Coca-Cola.

DSC00872

Ahora que sale el tema de la gaseosa (los refrescos), tengo que hacer un inciso para comentar que la mayor parte de la gente beben los licores solos, sin mezclar, algo que según ellos hace que no provoque tanta resaca (o guayabo, como aquí se le conoce).

DSC00928

Volviendo al tema principal, y resumiendo, podreis daros cuenta que por esos precios, vale mas la pena irse a un bar y hacer el “botellón” directamente dentro del mismo, mucho más comodamente que en la calle.

Anuncios

Spirits

Siempre me había preguntado por que en inglés a las bebidas alcoholicas de alta graduación (o licores) los llamaban “spirits“, que se suele traducir al español como “espíritus“.
Nunca me había dado por buscar la respuesta, que me llego hoy por si sola a través de la Wikipedia.
Resulta que la palabra del castellano “alcohol” proviene del arabe “al-kukhūl” que significa “el espíritu“, debido a que antiguamente se llamaban “espiritus” a los alcoholes.
Así que al final resulta que nosotros también los llamabamos igual que en el idioma inglés sin siquiera darnos cuenta.